Archivo del Autor: kliebknecht

Acerca de kliebknecht

iiiiiiiiiiiiiiiii

¡Es TU Plaza!

La última semana me llamó poderosamente la atención un hecho que,  en los papeles jamás hubiese imaginado: Los purretes del Movimiento Evita, la Güemes y el Colectivo Kirchnerista estaban juntando firmas a favor de un boleto estudiantil “en honor a los estudiantes de los `70 que cayeron por la misma pelea”.

En primer lugar habría que decirles que es el propio gobierno nacional al que incondicionalmente apoyan (con toda la lealtad peronista, aunque combata a la oligarquía juntándose con la cúpula de la UIA a reírse de los trabajadores del SUBTE) quien garantiza, con sus juicios a cuentagotas, a un puñado de militares y dejando en libertad a los impulsores civiles de la dictadura y a miles de colaboradores, la impunidad de la gran mayoría de los milicos que fueron parte de la represión a los estudiantes secundarios platenses en el `76.

Aclarado esto, vayamos al punto de los colectivos: Es cuanto menos paradójico que los pollos del intendente que hizo pasar como agua al grupo Plaza a monopolizar el servicio de transporte urbano, después de 8 años de gobiernos kirchneristas se acuerden de este histórico reclamo del movimiento estudiantil. No salgo del asombro, la militancia del gobierno juntando firmas para que el gobierno decrete un boleto estudiantil, en el medio de la campaña electoral en la que ponen todas sus fuerzas para que gane el intendente del grupo Plaza y La Nueva Provincia…por eso no puede dejar de resultarme un poquito demagógico y perverso.

El susodicho grupo empresario, encabezado por los hermanos cirigliano, amiguísimos del gobierno nacional “que combate a la oligarquía”, es  responsable de brindar un pésimo servicio  en Bahía: frecuencias  incumplidas, demoras de 1 hora, pocas unidades, hechas pelota, jornadas de trabajo extenuantes y bajo presión que stressan choferes, algún que otro despido, usuarios que  desquitan (injustamente) con esos choferes la (justa) bronca con el deplorable servicio que encima es uno de los más caros del país, entre otras bondades.

Todo esto fue impuesto desde la rosada, que como parte del “modelo” contempla la extensión de este grupo por todo el país, y aplicado a la perfección por el señor “Burnstenstein” que tractoró la entrada de este coloso del transporte. Y es así como estas agrupaciones  con su alegría militante nos  vienen a decir que es posible impartir la justicia social con los mas injustos de todos.

Algunos hace años seguimos la tradición de lucha de nuestros compañeros caídos en la dictadura, denunciando la explotación capitalista y sus consecuencias en todas las esferas de la vida social, enfrentándonos en las calles a tipos como los Cirigliano y los Breintenstein, movilizando ampliamente para lograr un boleto estudiantil universal e irrestricto, para que nadie deje de estudiar por problemas económicos, y para que el transporte sea realmente público, empezando por nacionalizarlo y ponerlo bajo administración de choferes y usuarios. Solo así podremos honrar la memoria de los compañeros y avanzar en otro tipo de sociedad, la que ellos buscaban.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Comprobado científicamente: Los batracios tienen subjetividad y son cínicos.

 

“Confirmo, apareció Víctor Oscar Martínez. Médico legista evaluará su estado. Más info, por la madrugada.” . Así tweeteaba la misitra Garrón una noticia que nos alegró a todos.

     Perdón, no quise exagerar. Si bien es un alivio que el compañero haya aparecido y se encuentre bien, no a todos nos debe poner contentos que después de 35 años de esta democracia para ricos sigan desapareciendo compañeros. No a todos nos pone contentos que las bandas fascistas, al mejor estilo “grupo de tareas” (porque eso es lo que son), laburen con total impunidad. No a todos nos pone contentos que estubimos cerca de tener que lamentar otro López. 

   Porque aunque lo quieran tapar ( con millones de adulaciónes digitales de por medio), que secuestren testigos, cuando no son asesinados impunemente en su domicilio como en el caso de Silvia Suppo, se debe principalmente a la soltura con que estas lacras aún libres se manejan. Se debe a que la misma policía que reprime, viola, trata, “mulea” a los pibes, secuestra y desaparece como en el ya citado caso de Julio o de Luciano, es la que manejada por este Estado (ahora con un nuevo Ministerio parido ante un reclamo por vivienda -“gobierno popular”, juaaaa- a cargo de Nilda) mantiene miles de miles de efectivos en funciones desde la dictadura. 

 Imagínen este caso: Un ex soldado de la SS cuidando la integridad física de un sobreviviente de un campo de concentración que tiene que atestiguar en los juicios de Nüremberg. ¿Bizarro no? bueno, salvando las distancias, los juicios impulsados por el “gobierno popular” tienen esta metodología y tanto lo que pasó con Julio como lo que pasó con Víctor son lamentables consecuencias de una política demagógica. Afortunadamente en este último caso la espontánea reacción popular hizo recular a los matones. Y encima tienen la cardurez de mostrar como un triunfo un hecho lamentable fruto de su doble discurso y que no fue tragedia por la presión de los organismos de DDHH?

   Imaginen otro caso: Un juez puesto a dedo por la dictadura tiene que juzgar por delitos de lesa humanidad a quién otrota fue su padrino político. Acá directamente no hacen falta analogías históricas, porque tenemos 400 jueces en esas condiciones, tipos puestos por los fachos para que hoy juzguen a los fachos, tipos a los que desde el gobierno -y ni que hablar de la oposición parlamentaria- no se les toca un pelo, tipos que tardan 35 años en juzgar genocidas pero 15 minutos en mandar a reprimir, procesar, embargar y encarcelar a un obrero que corta la calle para defender su puesto de trabajo. Estos son los “avances en derechos humanos” que nos quieren vender, esta es la “seguridad democrática” para que los explotadores sigan negociando y chupándonos la sangre con las calles “en órden”. Aquí en Bahía, se acaba de dilatar nuevamente el inicio de los juicios a 19 genocidas (número de por sí bajo, ya que se estima que participaron más de 300 militares y civiles en el plan sistemático de exterminio). La razón es que se recusó al Juez Velásquez a partir de una denuncia de familiares de las víctimas de que este “magistrado” se reunía secretamente con los imputados.

                                                                                                                                  
¿Como puede ser que estos tipos sigan al frente de la justicia, ¿como puede ser que tenga reuniones secretas en el oligárquico club Argentino con los imputados, entre los que se encuentra un profesor de la UNS? ¿como puede ser que  genocidas como Montezanti y Sierra (este último imputado) sigan dando clase en la UNS? ¿Como puede ser que los impulsores del golpe, empresarios como los Massot sigan escribiendo dia a dia editoriales de tinte fascista(ma`que ley de medios, esta gente la sigue juntando el pala)? ¿Como puede ser que sigan libres – y ni se los mencione desde el poder político- después de haber “golpeado los cuarteles” para frenar con sangre a los trabajadores? ¿Como puede ser que muchas organizaciones defensoras de los derechos humanos vean esta situacion pero omitan la responsabilidad politica de los gobiernos local, provincial y nacional en esta impunidad?. Gobierno que, además, en la rosca electoral teje alianzas con carapintadas que en su momento se levantaron en armas por la amnistía de los milicos, como Aldo Rico, o con la personificacion del neoliberalismo y los indultos, que dicen despreciar, como “El Carlo` “.

  Los revolucionarios luchamos dia a dia, y esto se demuestra en las calles y en los lugares donde nos toca dirigir (como el CEHUM, que acaba de votar una gran campaña contra la impunidad) por que se termine de una vez por todas con la impunidad de ayer. Pero no nos callamos, ni mucho menos nos apichonamos, a la hora de salir a denunciar la represión de hoy. Vemos necesario ,para que los fachos se pudran en la carcel, dejar de confiar en esta justicia para ricos que se nos ríe en la cara, impulsando la más amplia movilización independiente de este Estado que, en lo esencial (intereses para los que gobierna, fuerzas represivas, justicia para ricos- permitanme el doble sentido,jeje-) se mantiene intacto desde la última dictadura. Porque queremos otra sociedad, sin explotadores ni explotados, tenemos que garantizar la más absoluta independencia política para luchar por ella.

Deja un comentario

Archivado bajo Uncategorized

Medio Oriente y la juventud bahiense



Mucho se habla desde hace unos meses sobre el resurgir de la militancia juvenil en la Argentina. Desde ya que hay que partir de extirpar el mito malintencionado de que “gracias al kirchnerismo” se da este proceso. Sobran los argumentos, si uno mira para atrás y, lo mas importante, para adelante, para refutar este sentido común que nos quieren hacer creer en las puertas de la campaña electoral: En las jornadas de diciembre de 2001 la juventud fue un actor importante en la caída de De la Rúa, cansada de ver como su presente y futuro se derrumbaba con el circo neoliberal. Fue la que enérgicamente se fundía en un canto junto a la clase media y los desocupados al grito de ¡QUE SE VAYAN TODOS!.

Muchos de ellos (juntos con otros,como por ejemplo quien les escribe, que se sumaron estos últimos años) seguimos sosteniendo que la juventud debe organizarse revolucionariamente para términar con la explotación del hombre por el hombre, peleando junto a los trabajadores y oprimidos por este sistema capitalista,para destruirlo.

Otros, quizá honestamente, pero a mi entender de manera equivocada, ven en el gobierno nacional un proyecto al cual hay que acompañar para conseguir esto. Otros, directamente, y a estos combatimos, ven en la conciliación entre explotadores y explotados, tragándose “sapitos” como la podrida burocracia sindical los gobernadores asesinos de pueblos originarios, los intendentes fascistas, las mafiosas policías, los jueces provenientes de la dictadura, el pago de la deuda externa,etc . el “modelo” por el que vale la pena luchar, y en los cargos de gestión estatales el medio. En el clímax de la obsecuencia  “poco rebelde y compañera” de estos dirigentes juveniles, vimos hace unas semánas cómo buchoneaban a sus propias compañeras kirchneristas  por pintar en el palacio municipal contra el intendente Breintenstein: ¡Si señores, alcahueteando a militantes juveniles para defender a un intendente puesto en alsina 65 por Massot (pensar que hace pocos meses estas agrupaciones escrachaban a la nueva provincia), la reaccionaria iglesia católica y el gorila empresariado local!. Nosotros, a pesar de no coincidir políticamente con las autoras de las pintadas, defendemos a la juventud frente a los ataques del estado y sus aparatos represivos (estas militantes fueron detenidas).

Ahora bien; leyendo diarios, viendo las noticias, siguiendo con pasión los hechos de Medio Oriente (aunque a algunos les parezca lejos), no paro de alegrarme al ver cómo en una región entera los trabajadores y el pueblo se enfrentan (y las derriban en algunos casos como Egipto,Túnez y una parte importante de Libia) a dictaduras feroces con más de 30 años atornilladas en los sillones.

Pese a creer que para tirar abajo la totalidad de estos regímenes, y no solo sus caras visibles, hace falta una organización independiente de los trabajadores y el pueblo,con perspectivas de poder, ruptura con el imperialismo, expropiación de la burguesía y control obrero de la producción entre otras cosas, para solucionar las demandas de los millones que en todo el Magreb se arrojan diariamente a las calles a matar o morir contra la autocracia, ayer apoyada por el imperio, hoy demagógicamente criticada por los mismos, uno no puede sino festejar y acompañar a la distancia estos procesos revolucionarios. Y no pasa por una cuestión “moral”: no, es fundamental politicamente apoyar incondicionalmente los procesos revolucionarios, por un lado para que avancen, y por el otro porque, a diferencia de lo que muchos quieren hacernos creer, son la primera expresión del fin de la “restauracion burguesa”: 30 años de derrotas de los trabajadores y el pueblo a nivel global, que hoy empiezan a ser cuestionadas. Cuestionadas no solo desde el Magreb, sino que en menor medida podemos ver este cuesionamiento en Europa, donde la juventud se une a los trabajadores en la resistencia contra los planes de ajuste de los gobiernos, que ante la crisis capitalista nos quieren hacer pagar los platos rotos de la fiesta neoliberal. Lo mismo podemos ver en Madison, en el corazón de la potencia hegemónica, donde docentes y estudiantes encabezan protestas como hace décadas no se veían contra el plan reaccionario del gobernador republicano que busca bajar el poder de los sindicatos y recortar salarios estatales. Lo mismo en Bolivia, donde el gobierno de Evo Morales (desvío del proceso revolucionario de 2003-2005), aplica tarifazos que encuentran una férrea resistencia de las masas en las calles.

Es por todo esto que peleamos dia a dia, en los lugares de trabajo y estudio, por organizar a la juventud con estas perspectivas, de derrocar al capital y no de administrarlo. Seguimos el ejemplo de los jóvenes de Medio Oriente que luchan heroicamente por su futuro, de aquellos militantes que en todo latinoamérica en los ´70 dieron su vida por la revolucion, de los miles de Marianos Ferreyra que nos organizamos por otro tipo de sociedad, no de los “cuervos” Larroque que lo hacen para ser la cara bonita de este capitalismo putrefacto.

Liebknecht

1 comentario

Archivado bajo Juventud